Si lo que desea es convertirse en aprendiz de la vida, lee los siguientes tips, que deberás seguir para ser el aprendiz que deseas ser, pero no olvides que la salud también influye en la capacidad de aprendizaje, así que haz ejercicio, duerme y come adecuadamente, además de divertirte con lo que aprendes:

  1. Aprende a aprender. Encuentra y posteriormente determina tu propios estilo y método de aprendizaje. Busca las técnicas de aprendizaje que son más efectivas para ti, porque varían según cada persona.
  2. Descubre cuáles son tus grandes talentos, habilidades y intereses. Investiga sobre temas variados, para no encerrarte en la creencia de que sólo eres bueno en algunas pocas cosas, de un solo ámbito. Es posible que tengas varios talentos escondidos, que aún no sabes.
    • Ten cuidado con los prejuicios por tus experiencias pasadas que no fueron muy satisfactorias, las cuales te pueden cerrar las oportunidades de conocerlas mejor y descubrir grandes cosas.
    • A medida que se crece se van desarrollando mayor experiencia, coordinación, capacidad de respuesta y confianza para desarrollar una actividad que anteriormente te costaba trabajo aprender, así que no cierres la puerta a ningún aprendizaje.
  3. Mira el aprendizaje como una oportunidad, no como una obligación. No te obligues a aprender determinados temas porque creas que son necesarios o importantes.
    • Incluso cuando estás aprendiendo sobre temas que debes saber ya sea por tu trabajo o para entender e estudiar algo que deseas, trata de ir mas allá de lo que básicamente te están pidiendo aprender.
  4. Aprende los conceptos básicos. Puedes verlo como rutinario, pero serás capaz de recordar, conectar y entender todo tipo de temas complicados a través de los bloques de conocimiento que creas en tu cabeza.
    • Aprende conceptos básicos mediante ayudas didácticas como pasatiempos y juegos de conocimientos.
    • Si piensas que las matemáticas son una “cosa” compleja y poco intuitiva puedes busca temas donde las pongas en práctica para tu aplicación deseada. Es difícil entender la razón de ser de un problema de cálculo si no sabes cuál es su uso en el mundo del día a día.
  5. Lee, lee más y vuelve a leer. La lectura es una puerta hacia otros mundos y hacia las mentes de otros. A través de la lectura, si lo deseas, nunca dejarás de aprender y te sorprenderás con la creatividad e inteligencia que irás adquiriendo. La lectura te ayudará a aprender de los descubrimientos y los errores de otras personas, para ser más certero.
    • Lee todo tipo de libros. Porque seas un enamorado de leer libros de ciencia ficción no significa que no puedas leer novelas policíacas. No te limites a lo que ya conoces.
    • Reconoce el valor educativo de lo que lees. Cada categoría de lectura tiene su belleza.
  6. Amplía tu definición de aprendizaje. Investiga sobre las inteligencias múltiples y su teoría si aún no la conoces.  Reflexiona y considera cómo puedes encajar, y donde puedes mejorar.
    • Mejora tus habilidades ya existentes, para llévalas al siguiente nivel y convertirte en un maestro.
    • Al mismo tiempo que pruebas cosas nuevas, estén o no dentro de tus habilidades e intereses centrales.
  7. Sé creativo. No todo el aprendizaje está en lo externo que te rodea. De hecho, es incalculable el aprendizaje que obtienes cuando creas o formulas algo por ti mismo.
  8.  Observa. Mira más de cerca el mundo, y examina tanto la cotidiano como lo insólito que ocurre a tu alrededor. Además, mira el mundo desde diferentes niveles y perspectivas, muy probablemente, encuentres otras personas que están aprendiendo los mismos temas que tú para que puedas comparar tu aprendizaje con respecto a ellos.
  9. Toma clases y aprende, tanto de un modo formal como informal. No importa lo muy autodidacta e investigador que seas, algunos temas se deben aprender con la ayuda de un profesor, que te pueda explicar.
  10. Pregunta una y mil veces, si es necesario. Hacer las preguntas correctas en el momento adecuado, puede ser más importante que tener suposiciones sobre la posible respuesta. Así puede convertirse casi todo el mundo en un maestro, al estar abierto a admitir que necesita ayuda sobre algún tema. Asegúrate de entender la respuesta o pide que te lo vuelvan a explicar.
    • A veces la respuesta puede ser difícil de entender a la primera, de modo que nunca dudes en tomar notas,  en desglosar la respuesta para encontrarle sentido o en hacer más preguntas.
    • Lleva tus apuntes en un diario o en el bloc de notas de tu móvil o ordenador para que tengas un registro de lo que aprendes y de ese modo puedas consultar lo aprendido fácilmente.
  11. Pon en práctica todo lo que hayas aprendido. Eso te ayudará a descubrir el nivel de conocimiento que has conseguido hasta el momento en tu aprendizaje.
  12. Enseña a otros que quieren conocer lo que tu a has aprendido. La enseñanza es una forma excelente de aprender más y al mismo tiempo mejorar tu comprensión sobre el tema tratado, pero cuida de no volverte un sabelotodo, al ver que tienes mayores conocimientos que los otros sobre determinados temas.